Guía completa para contratar el dominio y hosting perfecto para tu página web

¿Estás pensando en crear tu sitio web? ¡Genial! Pero antes de dar el gran salto, debes asegurarte de elegir el dominio y alojamiento web adecuados para tus necesidades. No te preocupes, estamos aquí para ayudarte. En esta guía completa y sencilla, te guiaremos a través de los diferentes tipos de alojamiento, opciones de precios y factores clave a considerar para que tomes la mejor decisión.

Con nuestra guía, descubrirás cómo contratar el dominio y alojamiento perfecto para tu sitio web, para que tengas una presencia online sólida y confiable. ¡No esperes más para dar el gran salto! Sigue leyendo y convierte tu sueño online en una realidad.

¿Qué es un dominio?

Un dominio es el nombre único e identificativo de tu sitio web. Es lo que los visitantes escriben en la barra de direcciones de su navegador para acceder a tu sitio. En términos técnicos, es una dirección IP (números) que se convierte en un nombre fácilmente recordable por las personas. Por ejemplo, «google.com» es el dominio de la página principal de Google.

¿Por qué es importante el dominio en un proyecto web?

El dominio es esencial para tu sitio web porque es la forma en que los usuarios pueden encontrar y acceder a él. También es una forma importante de construir tu marca online y establecer tu presencia en Internet. Un nombre de dominio fácil de recordar y relacionado con tu marca puede ser una herramienta poderosa para atraer a los visitantes a tu sitio y ganarte la confianza de tus clientes.

Además de su valor para los visitantes, los dominios también son importantes para el posicionamiento de tu sitio en los motores de búsqueda. Los motores de búsqueda utilizan el nombre de dominio como uno de los factores para determinar la relevancia de tu sitio web para una búsqueda específica. Por lo tanto, es importante elegir un nombre de dominio relevante y fácil de recordar que contenga palabras clave relacionadas con tu negocio.

En las próximas secciones, desvelaremos los secretos y estrategias que te permitirán encontrar el dominio que mejor se adapte a tu negocio o idea, y cómo este puede marcar la diferencia en tu presencia online.

Prepárate para descubrir aspectos clave como la relevancia, la extensión, la pronunciación y mucho más, y cómo estos factores pueden impactar en la percepción y el éxito de tu sitio web.

Factores clave al elegir un dominio

La elección del nombre de dominio perfecto es esencial para el éxito de tu página web, ya que es la primera impresión que tendrán tus visitantes y potenciales clientes. Elegir el dominio correcto puede ser un desafío, pero no te preocupes, estamos aquí para ayudarte a tomar la mejor decisión.

Los factores clave al elegir un dominio pueden marcar la diferencia en el éxito de tu sitio web y tu marca en el entorno online. Aquí te presentamos algunos aspectos esenciales que debes tener en cuenta al seleccionar el nombre de dominio perfecto para tu proyecto:

  1. Facilidad de recordar: Elige un dominio que sea fácil de recordar para tus visitantes. Cuanto más corto y simple, mejor. Evita palabras difíciles de escribir o nombres que puedan causar confusión.
  2. Relevancia: Asegúrate de que el dominio esté relacionado con el propósito de tu sitio web, tus productos o servicios. Un nombre de dominio relevante transmitirá mejor la idea de tu negocio a los visitantes y potenciales clientes.
  3. Pronunciación: El dominio debe ser fácil de pronunciar, para que las personas puedan mencionarlo a sus amigos o buscarlo sin problemas. Si es complicado, podrían terminar en un sitio web diferente al tuyo.
  4. Evita números y guiones: Los números y guiones pueden generar confusión y hacer que el dominio sea más difícil de recordar. Si es posible, elige un nombre de dominio que no incluya estos caracteres.
  5. Extensión de dominio: Las extensiones de dominio más conocidas, como .com, son más fáciles de recordar y pueden dar una apariencia más profesional a tu sitio web. Sin embargo, también puedes considerar extensiones específicas de tu país o industria si estas son relevantes para tu negocio.
  6. Investigación: Verifica que el dominio que quieres registrar no esté ya en uso o tenga derechos de autor, marcas registradas u otros problemas legales. Evitarás problemas y posibles conflictos en el futuro.

Al tener en cuenta estos factores clave al elegir un dominio, te asegurarás de seleccionar el nombre de dominio más adecuado para tu proyecto, que te ayudará a construir una presencia online sólida y a atraer a más visitantes y clientes potenciales.

¿Cuántas extensiones de dominio existen?

¿Cuántas extensiones de dominio existen? Esta es una pregunta común que muchas personas se hacen cuando están pensando en registrar un dominio para su sitio web. En realidad, hay una gran cantidad de extensiones de dominio disponibles en la actualidad, que van desde las extensiones de dominio genéricas más comunes hasta las extensiones de dominio de nivel superior específicas de países.

Por ejemplo, la extensión de dominio .com es una de las más populares y ampliamente utilizadas en todo el mundo. Sin embargo, también existen muchas otras extensiones de dominio genéricas populares, como .net, .org, .info y .biz, entre otras.

Además de las extensiones de dominio genéricas, también hay muchas extensiones de dominio de nivel superior específicas de países, como .es para España, .fr para Francia, .mx para México, etc.

En general, se estima que hay más de 1.500 extensiones de dominio disponibles en la actualidad. Sin embargo, no todas las extensiones de dominio son igualmente populares o relevantes para todos los sitios web. Es importante elegir la extensión de dominio adecuada para tu sitio web en función de tus necesidades específicas y objetivos.

Conocer los distintos tipos de extensiones te permitirá tomar una decisión informada al elegir la más adecuada para tu proyecto. A continuación, te presentamos una breve descripción de los tipos de extensiones de dominio más comunes:

  1. Genéricas (gTLD) o Globales: Las extensiones globales son las más populares y conocidas. Incluyen .com (comercial), .org (organización), .net (red) y .info (información), entre otras. Estas extensiones de dominio son adecuadas para cualquier sitio web, independientemente de su ubicación geográfica o industria.
  2. Geográficas (ccTLD) o geolocalizadas: Las extensiones geolocalizadas están vinculadas a un país o territorio específico. Algunos ejemplos son .es (España), .mx (México), .us (Estados Unidos) y .fr (Francia). Estas extensiones pueden ser útiles si tu negocio se enfoca en un mercado local o si deseas mostrar un vínculo con una región específica.
  3. Específicas de la industria: Algunas extensiones de dominio están asociadas a un sector o industria específica. Por ejemplo, .edu (educación) para instituciones educativas, .gov (gobierno) para entidades gubernamentales, y .travel (viajes) para negocios relacionados con el turismo. Estas extensiones pueden brindar información sobre la naturaleza de tu sitio web a simple vista.
  4. Nuevas extensiones (nTLD): En los últimos años, se han creado nuevas extensiones de dominio para ampliar las opciones disponibles. Estas extensiones pueden ser muy específicas, como .shop (tiendas en línea) o .blog (blogs), o más generales, como .xyz o .online. Las nuevas extensiones de dominio brindan una mayor flexibilidad para encontrar el nombre de dominio perfecto cuando las opciones más populares ya están ocupadas.

Al elegir la extensión de dominio adecuada para tu proyecto, es importante considerar el propósito de tu sitio web, tu audiencia objetivo y el impacto que la extensión puede tener en la percepción de tu marca. Seleccionar la extensión de dominio correcta puede mejorar la visibilidad de tu sitio web y hacer que sea más fácil de recordar para tus visitantes y clientes potenciales.

Por ejemplo, si se trata de un negocio enfocado a usuarios de cualquier parte del mundo, lo más recomendable es elegir el .com, ya que es la extensión global más reconocida por los usuarios. En el caso de no poder elegir el .com porque ya estuviera registrado previamente, puedes elegir el .net o .org. Ambos son globales y posicionan en todo el mundo.

Si tu negocio es local, como un gimnasio o una tienda física de ropa, puedes elegir la extensión de tu país, porque lo que te interesa es posicionar en el lugar en el que se ubica tu negocio. En este caso, la extensión .es sería adecuado si el negocio se encuentra en España, .ar si se encuentra en Argentina, etc.

Además, los siguientes consejos te pueden ayudar a seleccionar el dominio perfecto para tu página web:

  • Estudiar las búsquedas. Si tu dominio incluye una palabra clave, será positivo para el SEO, es decir, la posición que ocupa tu web en los buscadores.. Por ejemplo, tartasartesanas.com tendrá más búsquedas que tartaspuri.com. Pero ojo, no metas más de una palabra clave, ya que podría ser contraproducente. Para realizar este análisis puedes apoyarte en herramientas como Ahrefs o el planificador de palabras clave de Google.
  • No incluir una marca registrada. Si tu proyecto es vender camisetas de Disney, debes saber que la palabra disney no puede aparecer en tu dominio al tratarse de una marca registrada. Aunque tuvieras la posibilidad de registrar el dominio camisetasdisney.com, lo más probable es que Disney te reclamara el dominio y tuvieras que cerrar el negocio por usar su marca.
  • Sin artículos. Es mejor evitar los artículos en los nombres de dominio ya que pueden perjudicar el posicionamiento. Es mejor elegir tartaspuri.com que lastartasdepuri.com.
  • Que no esté penalizado. Cuando un dominio no se renueva, vuelve a quedar libre para que cualquier persona lo pueda registrar. Esto significa que ha podido tener una web asociada y contar con un historial. Por eso, antes de seleccionar tu dominio debes comprobar que no ha sido penalizado anteriormente, lo que podría perjudicarte. Para comprobar si el dominio que quieres registrar está limpio d penalizaciones, puedes: a) ir a web.archive.org e introducir el dominio para saber si anteriormente ha habido una web bajo ese dominio. b) hacer una búsqueda en Google. Si no hay resultados, es que probablemente ese dominio no tenga historial y esté limpio. c) si tienes la herramienta ahrefs, comprueba si el dominio tiene enlaces entrantes. Si no tiene, es que nunca ha existido.

Cómo registrar un dominio para tu sitio web paso a paso

Registrar un dominio es el primer paso para crear tu presencia en línea y lanzar tu sitio web. Afortunadamente, el proceso es bastante sencillo y no requiere de mucho conocimiento técnico.

  • Paso 1: En primer lugar, debes elegir un nombre de dominio para tu sitio web que sea relevante y fácil de recordar. Una vez que tengas el nombre de dominio que deseas, debes verificar si está disponible para su registro. Puedes hacerlo online a través de un registrador de dominios, como DonDominio.
  • Paso 2: Si el nombre de dominio que deseas está disponible, el siguiente paso es proporcionar tus datos personales y de contacto, incluyendo tu nombre, dirección de correo electrónico y número de teléfono. Este paso es importante para confirmar la propiedad del dominio y para que puedas recibir notificaciones importantes relacionadas con tu registro de dominio.
  • Paso 3: Después de proporcionar tus datos personales, deberás seleccionar la duración del registro de dominio y realizar el pago correspondiente. Es importante tener en cuenta que el registro de dominio es un proceso anual, por lo que deberás renovar el registro cada año para mantener la propiedad del dominio.
  • Paso 4: Una vez que hayas completado el proceso de registro de dominio, podrás acceder a tu cuenta de registrador de dominios y administrar tu dominio. Desde allí, podrás configurar la dirección IP y los servidores de nombres para que apunten a tu sitio web.

En resumen, registrar un dominio es un proceso sencillo y esencial para la creación de tu presencia en línea y el lanzamiento de tu sitio web.

[meter video]

¿Qué es un hosting?

Cuando creas un sitio web, necesitas un lugar donde alojarlo para que sea accesible online. El hosting es, sin duda, uno de los aspectos más importantes de tu sitio web, ya que es el servicio que te permite almacenar y publicar tu sitio en Internet. Es el lugar donde se alojan todos los archivos y datos de tu sitio, y es esencial para que tu sitio sea visible para los visitantes online.

¿Por qué es importante el hosting en un proyecto web?

El hosting no es solo un espacio en línea para tu sitio web. También ofrece una serie de herramientas y funcionalidades para que puedas administrar tu sitio de manera efectiva. Por ejemplo, un buen servicio de hosting te proporcionará herramientas para crear y administrar cuentas de correo electrónico, realizar copias de seguridad de tu sitio web y monitorear el tráfico y el rendimiento de tu sitio.

El hosting no solo es importante para que tu sitio web esté disponible en Internet, sino también para su rendimiento y velocidad. Un servicio de hosting de calidad ayuda a que tu sitio web cargue rápidamente y esté disponible para los visitantes en todo momento. Además, un buen servicio de hosting también te proporciona herramientas y funcionalidades para que puedas administrar tu sitio de manera efectiva.

Por lo tanto, si estás buscando lanzar un sitio web, es importante elegir un servicio de hosting confiable y de calidad. Sin un servicio de hosting de calidad, tu sitio web no estaría disponible para los visitantes y podrías perder oportunidades importantes de negocio. Así que asegúrate de hacer una investigación adecuada y elegir el servicio de hosting adecuado para tu sitio web.

Factores a considerar al elegir un proveedor de hosting para tu sitio web

Aquí te presento algunos de los factores clave que debes tener en cuenta al elegir un servicio de hosting para tu sitio web:

  1. Confiabilidad y tiempo de actividad: Es importante elegir un proveedor de hosting que garantice un tiempo de actividad confiable para tu sitio web. Asegúrate de buscar un proveedor que tenga una garantía de tiempo de actividad del 99,9% o superior, lo que significa que tu sitio estará disponible para los visitantes la mayor parte del tiempo.
  2. Velocidad y rendimiento: La velocidad y el rendimiento de tu sitio web son factores clave en la experiencia del usuario y el posicionamiento en los motores de búsqueda. Por lo tanto, es importante elegir un proveedor de hosting que ofrezca una velocidad de carga rápida y una buena capacidad de respuesta.
  3. Soporte técnico: Es probable que en algún momento necesites ayuda técnica para resolver problemas con tu sitio web. Asegúrate de elegir un proveedor de hosting que ofrezca soporte técnico 24/7 por teléfono, chat o correo electrónico para que puedas obtener ayuda cuando la necesites.
  4. Escalabilidad: Si planeas hacer crecer tu sitio web en el futuro, es importante elegir un proveedor de hosting que te permita escalar fácilmente tus recursos de alojamiento a medida que crece tu sitio web.
  5. Seguridad: La seguridad de tu sitio web es esencial para proteger tu información y la de tus usuarios. Asegúrate de elegir un proveedor de hosting que ofrezca medidas de seguridad como certificados SSL, copias de seguridad regulares y protección contra malware y ataques de hackers.
  6. Precio y planes de alojamiento: Por último, pero no menos importante, es importante elegir un proveedor de hosting que ofrezca planes de alojamiento a precios competitivos y que se ajusten a tus necesidades y presupuesto.

En resumen, al elegir un servicio de hosting para tu sitio web, es importante considerar factores como la confiabilidad y tiempo de actividad, la velocidad y rendimiento, el soporte técnico, la escalabilidad, la seguridad y los precios y planes de alojamiento. Asegúrate de hacer una investigación adecuada y elegir el proveedor de hosting adecuado para tu sitio web.

Tipos de hosting disponibles y cuál es el mejor para tu sitio web

Existen diferentes tipos de hosting disponibles para alojar tu página web, cada uno con sus propias ventajas y desventajas. Estos son los más comunes:

  1. Hosting compartido: En este tipo de hosting, varios sitios web comparten un mismo servidor y sus recursos. Es una opción económica, pero puede tener un impacto en el rendimiento de tu sitio web si otros sitios en el servidor tienen un alto tráfico o consumo de recursos.
  2. Hosting virtual privado (VPS): En este tipo de hosting, tu sitio web se aloja en una máquina virtual privada, que se divide en varias partes para alojar diferentes sitios web. Es una opción más escalable que el hosting compartido, pero puede ser más costoso.
  3. Servidores dedicados: En este tipo de hosting, tu sitio web se aloja en un servidor dedicado exclusivo para ti. Es la opción más escalable y personalizable, pero también es la más costosa.
  4. Hosting en la nube: Este tipo de hosting utiliza varios servidores interconectados para alojar tu sitio web. Es altamente escalable y puede manejar grandes cantidades de tráfico, pero puede ser más costoso y técnico.

Entonces, ¿cuál es el mejor tipo de hosting para tu sitio web? Depende de tus necesidades y presupuesto. El hosting compartido es una buena opción para la mayoría de sitios web y suele ser suficiente, mientras que el VPS, el servidor dedicado y el hosting en la nube pueden ser opciones escalables y personalizables para sitios web más grandes.

Top 3 de empresas de hosting recomendadas

Hay muchas empresas de hosting y puede que te veas abrumado entre tanta oferta. La elección del hosting dependerá de tus necesidades. Es igual de perjudicial querer ahorrar unos euros contratando un hosting barato de mala calidad como pagar demasiado por uno con recursos superiores a los que necesita tu web.

Sin embargo, aquí te ofrecemos 3 consejos a la hora de elegir un buen servicio de hosting, tanto compartido como dedicado. Todos se caracterizan por cumplir de sobra con las exigencias que debe tener un servicio de alojamiento web de calidad, como un gran soporte técnico, un amplio espacio en disco y transferencia mensual y suficientes cuentas de correo. Además, las tres son perfectas si estás comenzando un proyecto en WordPress y son totalmente escalables. Es decir, si tu proyecto crece, siempre podrás pasarte a un plan superior con mayores recursos. Por tanto, acertarás con cualquiera de ellos.

Estos tres proveedores incluyen el certificado de seguridad SSL gratuito y tienen soporte en español, algo a tener muy en cuenta y que seguro que acabarás necesitando.

Raiola Networks

En Pixalia Studio utilizamos el hosting compartido de Raiola Networks. Tanto para esta página web como para la de muchos de nuestros clientes. Es una empresa española y las direcciones IP están geolocalizadas en España, lo que favorece el posicionamiento. Disponen de un soporte técnico eficaz y utilizan discos de estado sólido (SSD) que son más veloces que los HDD. Por tanto, se trata de un alojamiento web de calidad a un precio muy competitivo.

Raiola Networks

Webempresa

Otra opción acertada son los hosting de Webempresa. Es una de las empresas más recomendadas y destacan por su servicio de calidad y atención de incidencias, ofreciendo una rápida respuesta y solución, lo que le convierte en uno de los mejores hosting de WordPress.

Hosting WordPress

Siteground

El hosting de Siteground también es una excelente elección. Aunque es una empresa búlgara, tienen oficina en España. Destacan por el rápido soporte y la seguridad de los servidores, ofreciendo un buen rendimiento. El Plan StartUp, con una buena capacidad de espacio web, es ideal para comenzar proyectos pequeños.

Anuncio - Hosting Web de SiteGround - Diseñado para una fácil administración web. Haz clic para saber más.

Cómo configurar tu dominio y hosting para tu página web

Configurar un sitio web puede parecer una tarea abrumadora, pero se puede hacer sin demasiadas complicaciones. Uno de los primeros pasos para crear tu sitio web es elegir un dominio y un proveedor de hosting. Una vez que tengas estos elementos, deberás configurarlos correctamente para que tu sitio web sea accesible online. A continuación, te explicamos los pasos para configurar tu dominio y hosting, para que puedas lanzar tu sitio web en poco tiempo.

  1. Elegir un nombre fácil de recordar para tu sitio web: Es importante elegir un nombre que sea fácil de recordar y que esté relacionado con el contenido de tu sitio web. Piensa en nombres cortos y sencillos que puedan ser fáciles de escribir y recordar.
  2. Elegir un proveedor de hosting de calidad: Un proveedor de hosting es una empresa que te permite almacenar tu sitio web en sus servidores. Es importante elegir un proveedor de hosting confiable que garantice que tu sitio web estará en línea la mayor parte del tiempo y que tenga un buen soporte técnico para ayudarte en caso de problemas.
  3. Subir tus archivos a tu proveedor de hosting: Una vez que hayas elegido un proveedor de hosting, deberás subir tus archivos de sitio web a su servidor. Esto se hace a través de una herramienta de administración de archivos en tu panel de control de hosting.
  4. Configurar tu dominio: Después de registrar tu nombre de dominio y elegir un proveedor de hosting, deberás configurar tu dominio para que apunte a tu sitio web. Esto implica agregar algunos registros DNS a tu sección de gestión de dominios y enlazarlos con tu proveedor de hosting.

En resumen, al crear tu sitio web, debes elegir un nombre fácil de recordar, elegir un proveedor de hosting confiable, subir tus archivos a su servidor y configurar tu dominio para que apunte a tu sitio web. Sigue estos pasos y estarás en el camino para tener tu propio sitio web en línea.

Preguntas Frecuentes sobre dominios y hosting

¿Qué es un dominio?

Un dominio es el nombre único que se le da a un sitio web y que permite que los usuarios lo encuentren en Internet. Cada dominio está compuesto por dos partes: el nombre del dominio y la extensión de dominio.

¿Cuál es la diferencia entre dominio y hosting?

Aunque a menudo se confunden, un dominio y el hosting son dos cosas diferentes pero necesarias para tener un sitio web.

Un dominio es el nombre único que se le da a un sitio web, mientras que el hosting se refiere al espacio en línea donde se aloja el sitio web. En otras palabras, el dominio es la dirección que permite a los usuarios encontrar tu sitio web en Internet, y el hosting es el servicio que permite que el sitio web se publique y sea accesible en línea.

Cuando un usuario ingresa la dirección de tu sitio web en su navegador, el navegador envía una solicitud al servidor DNS para buscar la dirección IP asociada con ese dominio. Luego, la dirección IP se utiliza para establecer una conexión con el servidor que aloja tu sitio web. El hosting es el servicio que proporciona este servidor, lo que permite que los usuarios accedan a tu sitio web desde cualquier lugar del mundo.

¿Puedo transferir mi dominio y hosting de un proveedor a otro? ¿Cómo se hace?

Si ya tienes un dominio y un servicio de hosting contratados y deseas transferirlos a otro proveedor, puedes hacerlo siguiendo estos pasos:

  1. Verifica que tu dominio esté desbloqueado y que tu servicio de hosting no tenga deudas pendientes.
  2. Solicita un código de autorización (también conocido como código EPP) a tu proveedor actual.
  3. Registra una cuenta con tu nuevo proveedor de dominio y hosting.
  4. Inicia sesión en tu cuenta en el nuevo proveedor y solicita la transferencia del dominio y del servicio de hosting.
  5. Proporciona el código de autorización que recibiste del proveedor anterior.
  6. Espera a que se complete la transferencia, lo que puede tardar varios días.
  7. Una vez que se complete la transferencia, asegúrate de actualizar los registros DNS de tu nuevo proveedor para que apunten a tu sitio web.

¿Cuánto cuesta normalmente un dominio y un servicio de hosting? ¿Existen opciones gratuitas?

El costo de un dominio y un servicio de hosting puede variar según el proveedor y el tipo de plan que elijas. En general, los precios suelen oscilar entre los 10 € y los 30 € al año para los dominios y los 70 € a 150 € al año para el hosting.

Es importante tener en cuenta que algunos proveedores pueden ofrecer opciones de dominio y hosting gratuitas, pero suelen tener limitaciones en cuanto al espacio de almacenamiento, ancho de banda y funcionalidades adicionales. Además, los dominios gratuitos suelen incluir el nombre del proveedor en la dirección web, lo que puede no ser ideal si deseas una presencia en línea profesional.

Por otro lado, los planes más costosos pueden ofrecer características y recursos adicionales, como mayor capacidad de almacenamiento, ancho de banda ilimitado y soporte técnico prioritario. Al elegir un proveedor de dominio y hosting, debes considerar tus necesidades específicas y elegir un plan que se ajuste a tu presupuesto.

Es importante tener en cuenta que, aunque el costo es un factor importante a considerar, no es la única consideración. Debes asegurarte de que el proveedor que elijas ofrezca un rendimiento confiable, una buena velocidad de carga, un buen soporte técnico y una seguridad adecuada para tu sitio web.

Conclusión

En resumen, contratar un dominio y un hosting de calidad es esencial para tener un sitio web exitoso. Un buen dominio y proveedor de hosting pueden ayudarte a garantizar un tiempo de actividad confiable, una velocidad rápida y un soporte técnico efectivo.

Al elegir un proveedor de dominios y hosting, asegúrate de investigar adecuadamente y elegir uno que se adapte a tus necesidades y presupuesto. Una vez que tengas tu dominio y hosting, podrás centrarte en crear el contenido de tu sitio web y hacerlo crecer. Recuerda que tener un sitio web bien alojado y seguro es la base de cualquier proyecto en línea exitoso. ¡Así que no esperes más y elige el dominio y el hosting adecuados para tu sitio web hoy mismo!

Si tienes alguna consulta sobre el dominio y alojamiento web, déjanos un comentario o escríbenos a través del formulario de contacto de la web. 

Deja un comentario